El lagarto verde

 

¿Sabíais que en la dieta de los habitantes del Valle de Llémena había el lagarto verde?

 

Se trata de uno de los reptiles que habita en nuestros bosques más secos de la Llémena, desde tiempos inmemoriales, difícil de ver hoy en día, ¡y uno de los más grades que existen actualmente en la Europa Mediterránea! ¡Puede llegar a hacer hasta 70 cm de medida! Y es de un precioso color verde alunarado. Y como tanto otros animales, era cazado y comido por el hombre que habitaba estos parajes.

 

Suelen ser animales que les gusta la temperatura caliente, por lo que suelen hibernar y se despiertan hacia la primavera. Cuando son jóvenes son insectívoros, pero a medida que crecen comen otros animalitos pequeños: lagartijas, pajaritos, ratones… Se ven muy poco porque desgraciadamente están en peligro de extinción, pero si veis alguno (a pesar de que se mueven deprisa), tener cuidado porque son muy territoriales, y si se sienten amenazados, pueden ser un poco agresivos. Un poco como nosotros… si alguien nos viene a casa y pensamos que nos quiere atacar…

 

Se emparejan hacia la primavera, como muchas especies, así que cuidado excursionistas, deportistas, y motoristas en época de buen tiempo, que las hembras hacen la puesta de huevos en primavera (y que después de unos tres meses nacerán hacia el verano).

Los reptiles en general, son una especie con pocos admiradores, quizás porque tienen la piel fría, o por las escamas, o porque nos recuerdan los dinosaurios, pero la verdad es que son fascinantes, hay bastante variedad, son de diferentes medidas y tienen diferentes colores. Su origen se remonta a hace 320-310 millones de años, y obviamente, se han ido adaptando. Algunos son preciosos, como la salamandra, otros quizás no tanto, pero lo que es bien seguro, es que no son ningún monstruo ni son grandes tipo “Godzilla”, sino que, la mayoría de ellos, son indicadores del buen estado de salud de nuestro entorno natural.

Imatge

https://www.flickr.com/photos/ferranp/2574083398/

 

Así que, mirémosles con buenos ojos, porque aparte de no molestar, ayudan al equilibrio de nuestro medio y, ¡recordar!, ¡es un animal en peligro de extinción!

Imatge

Lagarto verde visto en San Esteve de Llémena.

Foto: Daniel Creus

 
 
Tipus Patrimoni: 

El lagarto verde

 

 

[ads:Promo:3]

Idiomas